20/6/12

m*****

La risa un poco ronca y una barba que siempre pincha. Lo de la barba les encanta. Su risa también. Su voz, su cuerpo, sus modales. Su optimismo, su irresistible personalidad, su inteligencia. Cualquier chica querría estar con él. Pero en el colegio le pusieron un mote. Por algo que pasó una vez o que nunca llegó a pasar, eso ya da igual. Y desde entonces y hasta ahora (es una ciudad pequeña), si quiere estar con una chica, tiene que pagar. Tiene que pagar por lo que pasó. Aunque nunca llegara a pasar, eso ya da igual.

(Escuchando: Marilyn Manson - Hey, Cruel World...)

2 comentarios:

Yashira dijo...

Uf, si pasó o no da igual, pero para él no puede dar igual porque le ha traído consecuencias...
Supongo que es lo que tiene vivir en una ciudad pequeña.

Saludos,

carlos de la parra dijo...

La fama es así.
Va convirtiendo nuestra vida real en mitos, que ante la gente pesan más que la realidad.