13/6/12

el puente de la constitución

─Por lo que más quieras, lávate bien esas manos antes de acostarte. El cosmonauta Sergey Vorobiov esperaba, desde luego, otro tipo de recibimiento.

(Escuchando: Julia Marcell - Echo)

2 comentarios:

carlos de la parra dijo...

Eterna la mater terribilis.

Perro con Monóculo dijo...

¡Las madres siempre esperan grandes cosas de sus hijos! Mi familia confiaba en que subiera a lo más alto del Ejército. Me tildaron de hippie bohemio cuando vendí el revólver del abuelo para comprar una colección de clásicos de la literatura rusa.